Intervenidas por la Guardia Civil, en la que se ha denominado operación BUSYCON, cerca de 5 toneladas de hachís a una organización delictiva sólidamente establecida en España, Marruecos e Italia

Han sido detenidas 8 personas e intervenidos más de 200.000 € en efectivo, joyas y abundante material electrónico e informático de interés para la investigación.

Sus integrantes introducían el estupefaciente desde Marruecos mediante “narcolanchas” y barcos pesqueros, distribuyéndolo para su almacenaje en las provincias de Málaga, Cádiz y Almería, desde donde distribuían por varios países europeos.

Entre los detenidos se encuentra un ciudadano español de origen marroquí considerado uno de los narcotraficantes más destacados que operaban entre Marruecos y las costas andaluzas y otro italiano buscado por las autoridades de ese país por su pertenencia a la Camorra Napolitana.

Tanto el titular como el contenido de esta noticia, están extraídos de la nota de prensa publicada en la web oficial de la Guardia Civil y puedes acceder a su contenido completo clickeando con el ratón AQUI

Share