La Semana Santa de un dentista cañailla en Senegal

Manuel Sebastián Cantillo Galindo
Manuel Sebastián Cantillo Galindo en Senegal

Posiblemente ustedes al igual que yo, en estos días de la Semana Santa isleña, además de los compromisos cofrades, la única e inevitable preocupación que ha ocupado su cuerpo y mente, habrá sido el buscar la forma de descansar y entretener ociosamente el tiempo, en un intento de recuperar las fuerzas que presumiblemente necesitarán hasta que llegue el siempre deseado permiso vacacional del verano.

Pero resulta que en esta amalgama de seres humanos que habitan nuestra querida Isla, existen personas que lejos de buscar descanso alguno, deciden aprovechar el tiempo en acudir a lugares del mundo donde otros seres humanos como usted y como yo, careciendo de servicios sanitarios como los que disfrutamos en el primer mundo, necesitan de sus servicios en este caso como dentista.

Este es el caso de nuestro paisano Manuel Sebastián Cantillo Galindo, que formando parte de un grupo de “Dentistas sin Fronteras“, se ha desplazado hasta M’Bour en Senegal.

El bueno de Canti -así es como le llamamos los que le conocemos, admiramos y queremos- es un enorme y grandullón pelirrojo cañailla, cuyo corazón a pesar de la gran envergadura de su cuerpo difícilmente puede dar cabida, y seguramente será por ello que necesite de estas solidarias escapadas para repartir parte de los latidos de tan vital musculo.

Sin duda alguna, aquellos pacientes que acudan a su consulta en la clínica dental de ‘Manuel María Romero’ en la calle Real 214, cuando conozcan esta solidaria labor de su dentista, a buen seguro que se sentirán tan orgullosos como yo de este paisano isleño.

Share

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies